sábado, julio 22, 2017

Ocho lustros de ciencias y humanidades en la Unerg

..a través del tiempo la universidad ha desarrollado planes y programas de investigación generando el conocimiento y desarrollo del entorno social porque los diversos centros de investigación creados se han puesto al servicio de la sociedad su potencial creador y sus capacidades para el logro de sus fines propuestos


Por José Aquino.

Cuando hacemos un estudio retrospectivos sobre un balance de la actividad científica y humanística de la universidad Rómulo Gallegos, en sus cuarenta años de vida, académica, podemos decir con propiedad que ha cumplido sus fines y propósitos a través del tiempo hasta trasladar sus fines más allá de su radio de acción ya que esta universidad a través de sus programas del postgrado se han determinado por todo el país; así como también como programas de pregrados en salud atendiendo a requerimientos de políticas de estado en la formación de profesionales necesarios para darles a los ciudadanos una atención adecuada.
Del mismo modo en su trayecto histórico, cumple con su labor de responsabilidad social, generando beneficios desde orientaciones de aprendizaje: en la que no solamente sus egresados obtienen una carrera sino también que la UNERG promueve durante todos estos lustros unos hábitos y valores cuidándonos circunscritos en el amor por la localidad, la región y la nación como espacio de mejorar el entorno donde se desenvuelven los egresados tal como están reflejados en el ordenamiento jurídico venezolano y los planes del desarrollo, expresados últimamente en el Plan de la Patria 2.013-2019.
Por otra parte, la universidad es una entidad emprendedora en la búsqueda de conocimientos promueve el debate no solamente para informarse sino también para el intercambio de ideas a través de seminarios, mesas redondas y conferencias con el fin de difundir los resultados a la comunidad científica no solamente para sus estudiantes y docentes sino también para toda la sociedad y al país tal como lo exige los nuevos tiempos de globalización solidaria. Integrando la cultura humanística con la científica, de igual manera se están formando equipos de trabajos a lo largo de estos años con docentes, estudiantes e investigadores en las comunidades para darle solución a los problemas complejos existentes en el entorno.
De esta manera ha enfrentado en los últimos años los intereses de los dueños del capital que quieren una nueva universidad para el interés individual y mercantil sobre lo colectivo. Por tanto, esta Arma Mater ha buscado en estos tiempos convertirse en una institución de Educación Superior Popular y Colectiva. En tal sentido, la UNERG desde esta orientación ha buscado que la ciencia esté al servicio del ser humano dirigido a los sectores populares, hijos de trabajadores y campesinos que durante mucho tiempo no tuvieron acceso al sistema de educación de allí el aumento considerable de la matrícula en las últimas dos décadas que la definen con esta categorización.
Del mismo modo esta institución aniversario ha tratado de democratizar el conocimiento dando las facilidades a sus estudiantes a tener las herramientas necesarias con el fin de darle el provecho necesario para que sus estudiantes logren sus objetivos y de esta manera se fortalezca el aparato productivo de la región a través de la formación integral del recurso humano. De la misma manera en todos estos años la institución ha impulsado también, la democratización del pensamiento a través del acceso libre y gratuito del conocimiento sin necesidad de mercantilizar el servicio educativo y no como trataron de impulsar los sectores reaccionarios que en el pasado fomentaron una universidad de elites en favor del cuero.
Asimismo, a través del tiempo la universidad ha desarrollado planes y programas de investigación generando el conocimiento y desarrollo del entorno social porque los diversos centros de investigación creados se han puesto al servicio de la sociedad su potencial creador y sus capacidades para el logro de sus fines propuestos con el fin de no solamente darle un valor económico sino también contribuir con el bienestar y el empleo en todas las ramas del saber desde una perspectiva transdiciplinaria en la transferencia de conocimientos.


lunes, julio 10, 2017

Los sucesos del 5 julio de 1811 en el Guárico


Por DR. FELIPE HERNÁNDEZ G*

Los pueblos del Guárico fueron de los primeros en apoyar la gesta emancipadora iniciada en Caracas el 19 de abril de 1810, y al igual que otras regiones declaradas en rebeldía, sufrió las consecuencias de la derrota republicana ocurrida en 1812. La población de entonces no se detuvo en su propósito independentista, se congregaron y escogieron los diputados; luego se reunieron el 2 de mayo de 1811, en un congreso de notables. Estos constituyentes enfrentaron valerosamente conceptos y principios sembrados por la corona española para controlar la sociedad colonial. Aquellos hombres dieron legalidad a la Independencia, la cual recogieron en un acta donde estamparon sus firmas y posteriormente, redactaron la primera Constitución de Venezuela, con la cual nace la Primera República.
Un buen número de los firmantes de la Declaratoria del 5 de Julio de 1811 provenían de las distintas regiones y/o provincias que constituían la Capitanía General de Venezuela, muchos de ellos murieron como mártires de la libertad en plena guerra. Otros alcanzaron a vivir lo suficiente para prestar apreciables servicios a la Gran Colombia y luego, a la República, después de 1830. Algunos se extinguieron en la oscuridad y de otros se pierde el rastro vital... sus nombres están escritos al pie de la Declaratoria de Independencia. De ellos, dos procedían de los Llanos del Guárico. El párroco Salvador Delgado, natural de Calabozo y diputado por Nirgua, y el doctor Juan Germán Roscio Nieves, natural de San Francisco de Tiznados y diputado por Calabozo.
El Guárico durante la Guerra de Emancipación nacional pertenecía a la Provincia de Caracas, en ese período en su suelo y en sus llanos se escenificaron permanentes combates. Los primeros pronunciamientos de emancipación se produjeron en las poblaciones de Calabozo y Chaguaramas. A los pocos días de la firma de la Declaración de Independencia en Caracas, el 5 de julio de 1811, el Cabildo de la Villa de Todos los Santos de Calabozo se pronunció apoyándola. El cuerpo edilicio de esa ciudad, con su presidente, Juan Vicente Delgado, que además era justicia mayor, el alcalde Miguel Antonio Mirabal y los regidores: Juan Manuel Bermúdez, José Antonio Hurtado, Pedro Antonio Camacho y el síndico José Revenga dieron cumplimiento a lo resuelto y proclamaron la Independencia, según la orden del Supremo Poder Ejecutivo. El acta de la sesión del Cabildo dice: “Reconocer la Soberanía y Absoluta Independencia que el Orden de la Divina Providencia ha restituido a las Provincias Unidas de Venezuela, libres y exentas para siempre de toda sumisión y dependencia de la Monarquía española…”. Del Guárico salió como diputado por Calabozo Juan Germán Roscio, quien a su vez redacta el Acta de la Independencia.
Francisco Herrera Luque en “la historia verídica, fabulada y verosímil” Boves “El Urogallo” (1975:98-99), relata que: “El 5 de julio de 1811 fue el día fijado en todas las provincias de la Capitanía General de Venezuela para declarar la Independencia. En Calabozo, como en Caracas y en Valencia, hubo fiestas y jaranas a granel. José Tomás Boves, entusiasta como ninguno, tenía preparada una bandera tricolor con una leyenda que decía "Viva la Patria", que colgó a la entrada de su tienda. En la puerta misma de su casa disparaba cohetes y servía aguardiente ayudado por Juan Caribe y el indio Eulogio.
— ¡Que viva la independencia y abajo los chapetones!... —clamaba lleno de júbilo. Arrieros y caporales entraban en su pulpería. A todos alegre, invitaba: — ¿se echa un palito, Ño Domingo? —le decía a un zambo viejo, o —venga pa' acá, mi hermano, para que disfrute de un cocuy que me mandaron de El Tocuyo.
En la Plaza Mayor de Calabozo la banda municipal tocaba desacompasados aires marciales. En lo alto del ayuntamiento una nueva bandera, amarilla, azul y roja, sustituía la amarilla y gualda de España...”.
Otro testimonio importante lo aporta el canónigo José Cortés de Madariaga, en su Diario de un viaje por el Río Negro, Meta y Orinoco, de regresó, el 15 de agosto de 1811 hizo una parada de varios días en Calabozo, dejando constancia del regocijo que halla en este pueblo, donde lo recibieron con palmas y vítores. También se admiró del recibimiento que le hicieron en Guayabal, donde durante su visita “celebraron la declaración de independencia con bailes y fiestas públicas”.
El coronel de ingenieros Pedro Aldao, comandante de la plaza de San Fernando de Apure, para celebrar la firma del Acta de la Independencia, organizó una fiesta campestre, con música, fuegos artificiales y carne asada, en el lugar que llamaban “Playa Caracas” (hoy Puerto Miranda), frente a San Fernando de Apure, río de por medio, en territorio guariqueño. Para perpetuar el patriótico hecho, Aldao hizo sembrar numerosos arbolitos de samán, para que creciesen frondosos como la patria que se estaba creando. Aldao murió heroicamente defendiendo a Calabozo de los ataques de José Tomás Boves, en el Paso de San Marcos, el 8 de Diciembre de 1813. Boves hizo colocar su cabeza frita en aceite en la Plaza Mayor de San Fernando, para escarmiento de los patriotas apureños y de sus habitantes.
En 1812, el realista Eusebio Antoñanzas ordenó a sus tropas incendiar el pueblo de Ortiz y aterrorizar a sus habitantes por su adhesión a la causa patriota. J.O. Pérez (2003), escribe sobre el terrible suceso: Fue una de las etapas más oscuras del pueblo orticeño. Se cometieron las mayores atrocidades a mujeres, niños y hombres por parte del ejército realista. Sus cuarteles se establecieron en la localidad como centros estratégicos para enfrentar la “Sublevación” de los patriotas, liderizados por Simón Bolívar… Este hecho histórico –después de la quema del pueblo- causó entre los habitantes un permanente vaivén de angustias y miedo con la entrada y salida de los ejércitos realistas. No obstante, la población se une a la causa independentista, cuyas adhesiones favorables a Bolívar comienzan a oírse desde el púlpito de la iglesia Santa Rosa de Lima.
En el Oriente del Guárico el patriotismo y la adhesión a la causa independentista de sus habitantes, fue emblemática desde 1810. En Santa María de Ipire, el hacendado Vicente Siso se presentó ante la Junta Suprema “ofreciendo para el servicio de la patria todos sus bienes, persona y la de sus hijos don Felipe y don Luis José, también una compañía de caballería que unida a dos que hay en el pueblo formen un escuadrón, el cual uniformará y armará a sus expensas, proporcionando de cuartel una de las casas grandes que allí posee”. La Junta convino y se constituyó en Milicias de Blancos de Santa María de Ipire con don Vicente Siso como comandante. Apunta A. Rodríguez (1998): “Hasta los indígenas de la región se pronunciaron contra el Rey en Santa María de Ipire, probablemente muchos de los que acompañaban a Pedro Zaraza y a los Monagas en sus luchas”.
Según la tradición oral, también en Chaguaramas se produjo un fervoroso pronunciamiento a favor de la Declaración de Independencia, llegándose a acuñar una medalla de oro con la inscripción siguiente: Chaguaramas. 1811. Libertad. Los pueblos del Guárico no escaparon a la insaciable sed de sangre del asturiano José Tomás Boves, su capellán, el Pbro. José Ambrosio Llamozas expone que “…en los campos de batalla y en los pueblos pacíficos se cometieron por su orden horrores de los que hay pocos ejemplares…”. Como uno de los oficiales de Antoñanzas, Boves se incorporó con este al ejército de Monteverde. Con la guerra de Independencia, José Tomás Boves se transfiguró, llegando a simbolizar al mismo Lucifer, desolando a Venezuela con degollinas efectuadas al son del “piquirico”, famoso joropo de entonces. Al igual que otras regiones de la provincia de Caracas y las demás provincias declaradas en rebeldía, el Guárico sufrió las consecuencias de la derrota republicana ocurrida en 1812.

*UNESR/Cronista oficial del municipio Leonardo Infante
fhernandezg457@gmail.com

domingo, mayo 21, 2017

Condiciones para el éxito

las experiencias de transición exitosa tienen un líder concreto que resalta sobre todos, enamora a las masas y las conduce a la lucha pacífica. Les dé orientación y sentido. Moviliza al pueblo base, pese a los riesgos de sus zonas y construye una esperanza de cambio concreta y de protección futura. Es obvio que sin una conducción adecuada, la respuesta natural a la violencia del gobierno es tratar de responder también con violencia
Por Luis Vicente León,
Consideremos algunas condiciones de éxito que la teoría y la historia nos enseñan sobre las transiciones políticas desde las autocracias hacia las democracias.

La primera es que no existe una correlación demostrable entre las crisis económicas y los cambios políticos no electorales. El concepto de población tipo Hulk, que se rebela contra el poder y lo saca por la fuerza por el deterioro dramático de la calidad de vida, suena lógico, pero la historia no logra demostrar esa correlación. Si bien hay algunos casos puntuales, en la mayoría de los casos eso no es suficiente. China, Cuba, Zimbabue, Libia son ejemplos que grafican este tema. Las transiciones ocurren por procesos políticos y sociales y estos no suelen ser espontáneos.

El segundo elemento es que las transiciones se concretan a través de implosiones, es decir fracturas insalvables dentro del grupo de poder. La estrategia de la oposición es elevar el costo del gobierno por evitar las elecciones y reprimir, poniendo barreras, locales e internacionales, que hagan más difícil a los actores oficiales cruzar fronteras peligrosas, sin generar divisiones y deserciones. En el caso particular de Venezuela, este aspecto es el más prometedor, si consideramos que el desmarque de la Fiscal General podría significar sólo la punta del iceberg.

El tercer elemento es que una protesta exitosa debe integrar a todos los estratos. Pude ser iniciada por elites, pero sólo es efectiva si incorpora la participación de las masas populares, en sus propios espacios, logrando una presión homogénea que se convierte en inmanejable para los cuerpos represivos del Estado. Esta tarea, aunque con algunos trazos, está cruda.

La cuarta dimensión es quizás la más importante y la más difícil de lograr. La protesta efectiva es pacífica. Es un asunto estratégico. Hay una diferencia de fuerzas, armas y organización brutal entre el Estado y los voluntarios civiles, sin preparación, ni armamento sofisticado. Pero además, hay una relación inversa entre la violencia y la masificación de la protesta. Mientras más violencia se incorpore a la lucha (justificada o no) menos gente está dispuesta a participar. Son muchos los que pueden ir a una marcha o concentración pacífica, pero pocos los que están dispuestos a arriesgarse en actos de reacción violenta. Si ésta se incorpora, se disminuye la participación y se encapsula la lucha en ghetos, haciendo más fácil al gobierno su control. La expresión común: la violencia la ejecuta y la promueve el gobierno, sólo confirma que es a él a quien le interesa y conviene que ocurra. Si caes en su juego, sueles perder.

Finalmente, las experiencias de transición exitosa tienen un líder concreto que resalta sobre todos, enamora a las masas y las conduce a la lucha pacífica. Les dé orientación y sentido. Moviliza al pueblo base, pese a los riesgos de sus zonas y construye una esperanza de cambio concreta y de protección futura. Es obvio que sin una conducción adecuada, la respuesta natural a la violencia del gobierno es tratar de responder también con violencia. Pero es el líder el llamado a convencer a la población de que el peor enemigo del éxito son los radicales, pues ellos venden la violencia como solución, cuando la violencia es realmente el problema. Hay muchos líderes políticos en Venezuela, pero ese líder especial no está todavía en la foto. Hay un vacío que la población quiere llenar y es precisamente en estos momentos donde alguno, conocido o por conocer, puede tomar ventaja y consolidarse como tal. Hay varios en la escena y ustedes los están viendo. Son inteligentes, comprometidos, organizados, involucrados con la población más pobre y jóvenes. Las encuestas ayudarán en breve a entender cómo les va en los próximos meses.

luisvicenteleon@gmail.com

domingo, mayo 14, 2017

El pobre en su choza...

La oposición tiene que resolver los bloqueadores del pobre en su choza, para complementar el importante, pero insuficiente, Abajo cadenas que grita el señor.Pregunta quién esta trabajando en eso, porque ahí está el secreto del sí a tu pregunta crucial.
Luisvleon@gm
Por Luis Vicente León
Hay una pregunta que se repite en todos los espacios en los que participo. ¿Es posible que la protesta opositora tenga éxito y logre producir los cambios que la mayoría de la población quiere?

La respuesta es sí. La historia está llena de ejemplos en los que el pueblo mayoritario produce la transición de la autocracia a la democracia. Pero esta es una respuesta condicionada. No es suficiente el deseo de cambio. Es necesaria la conjunción de dos variables. La primera es la protesta pacífica, que suele convertirse en kriptonita para el gobierno. Pero no es fácil. La población que presiona los cambios pacíficamente, se enfrenta a la resistencia violenta de su contendor. Conociendo su costo de salida infinito, el detentor de poder estará dispuesto a cualquier cosa para defenderse. Su estrategia comunicacional está cantada. Primero destruye la verdad como valor en el debate político. Después usa la vieja técnica de acusar de sus fechorías a la víctima. No importa que hayan muerto (asesinado) 40 de sus adversarios, él produce un gran alboroto por el rasguño de uno de los suyos. En el medio de ese jaleo, como dice la fiscal, es difícil culpar al agredido de radicalizarse para defenderse de la violación de sus derechos. Y entonces algunos grupos se desbordan. Pero ahí está el problema. La respuesta violenta, a la violencia oficial, es oro en polvo para el gobierno. No importa si está justificada, el resultado suele ser contraproducente y difícil de evitar. El éxito no se trata de que la protesta sea violenta, sino masiva. Justificar las acciones violentas en la violencia del gobierno no resuelve el problema de que no funciona, sólo explica cómo te llevan al terreno que te quieren llevar.

El segundo tema es que no se gana con una protesta profunda e intensa sino con una protesta amplia y sostenida. El secreto está en el Himno Nacional. Dos partes de una estrofa principal: 1) Abajo cadenas, gritaba el señor, y 2) el pobre en su choza libertad pidió. Necesitas la suma de 1+2 para producir el cambio. La población más pobre desea y apoya ese cambio tanto como la clase media. Cerca del 80% de los venezolanos quiere y desea un cambio de modelo y de gobierno y esa mayoría ocurre, casi en la misma proporción, en la población más pobre. Pero la transformación de energía potencial a cinética de ese deseo de cambio ha sido mucho más baja en este estrato que en la clase media. Sí, ya sé que muchos de mis amigos tienen una historia de la gente pobre marchando con ellos, pero la realidad es que si quieres medir participación de la población más pobre no puedes identificarla en las marchas de TU zona, sino en las protestas de SU zona. Y más allá de los casos puntuales, que diferencian la protesta actual de la anterior, no es verdad que la penetración de la protesta es similar en ambos grupos sociales. Y no te quejes de que la población más pobre no te acompañe en las protestas de tu zona, si tú no la acompañas, ayudas o proteges en las de ella. Por mucho riesgo que asumas en tu protesta de clase media, jamás será comparable con el riesgo del estrato más pobre en su zona. Podemos recordar el terrible e infame número y el nombre de cada asesinado en la protesta opositora. Pero es un número brutalmente mayor el de quienes mueren a diario en los barrios populares, aun sin protestar. Esto sin contar con el inmenso costo y peligro que representan para ellos los colectivos y la pérdida de los CLAPs, algo que sólo viviendo ahí se puede internalizar.

La oposición tiene que resolver los bloqueadores del pobre en su choza, para complementar el importante, pero insuficiente, Abajo cadenas que grita el señor.

Pregunta quién esta trabajando en eso, porque ahí está el secreto del sí a tu pregunta crucial.

Luisvleon@gmail.com

viernes, mayo 12, 2017

Preguntas y respuestas sobre la Constituyente


Por Luis Vicente León
¿Lo que convocó el presidente es una Asamblea Nacional Constituyente? Mas allá de los temas legales, que dejo en mano de los constitucionalistas, lo que el Presidente convoca es una Asamblea para reestructurar el Estado y redactar una nueva Constitución. Algunos expertos dicen, con base sólida, que su forma de convocatoria, su estructura y el mecanismo con el que elegirán sus constituyentistas es ilegal, inconstitucional y antidemocrático, por lo que no debería llamarse ANC, pero está claro que si esto no se para, va directo a reformar la Constitución y el Estado a la medida de lo que el chavismo necesita para preservar el poder, a pesar de ser minoría. Entonces, legal o ilegal, esa será la Constitución vigente una vez terminado el proceso convocado y será aplicada hasta que se rescate la legalidad.


¿Qué buscan con esa Constituyente?

El gobierno sabe que su nivel de respaldo popular es minoritario. Su máxima expectativa de votación podría acercarse al 30%. Sus estrategias dilatorias de elecciones no pueden ser infinitas y se enfrentará al escollo más grave en la elección presidencial del 2018. Pensando en lo complejo que será evitar una derrota tratando de reducir la competitividad electoral, fracturar a la oposición e incluso pensar en la necesidad de cambiar el candidato por alguien más potable, el chavismo prefirió transitar una vía más expedita. La convocatoria a una Constituyente le permite paralizar todos los procesos electorales pendientes, defenestrar los poderes constituidos que le hacen ruido, empezando por la Asamblea Nacional y pasando probablemente por la Fiscalía y cambiar la Constitución del 99 que le obligaría a entregar el poder a la fuerza política mayoritaria del país, que evidentemente no es la revolución. No hay que ser muy perspicaz para entender que la nueva Constitución que pretenden redactar cambiará su espíritu democrático convencional e incorporará el acomodaticio concepto de democracia “protagónica” según el cual no se necesita tener mayoría a tu favor sino controlar subgrupos de la población, seleccionados y organizados por el mismo poder, para sustituir las decisiones de las mayorías.


¿Pero la oposición no puede participar en la Asamblea Nacional Constituyente y evitar lo que el gobierno pretende?

La convocatoria a esta Constituyente parte del concepto de “democracia protagónica”. Sin ninguna base legal, el Presidente cambia el espíritu de la Constitución y convoca a un proceso donde los representantes constituyentistas serán elegidos con un método mixto, una parte en elecciones universales, directas y secretas (para que la gente sienta que vota como siempre y esconder su plan) y otra parte escogido por subgrupos manipulados de “trabajadores”, “mujeres”, “indígenas”, “discapacitados”, “pescadores”, etc., que el mismo gobierno selecciona, controla y financia. De nuevo, es muy fácil saber qué va a pasar. Los representantes “protagónicos” seleccionarán constituyentitas chavistas, con lo que una fuerza política minoritaria pasaría automáticamente a dominar una mayoría suficiente para redactar la Constitución a su antojo.


¿Pero al final, esa Constitución debería someterse a un referéndum aprobatorio y en ese momento perdería?
Utilizas correctamente el verbo “debería”. En efecto en democracia debería, pero si mi olfato no falla, la revolución, aprovechándose de un vacío en la Constitución que no establece explícitamente el paso del referéndum aprobatorio para la Constituyente, dará por finalizado el proceso de redacción y aprobación de la nueva Constitución “protagónica”, por lo que cualquier participación opositora sólo validaría un proceso evidente de ruptura democrática en Venezuela.

luisvleon@gmail.com